Bellydance en el Embarazo

Se cuenta que en sus orígenes, la Danza del Vientre fue practicada en rituales mágicos para propósitos de conexión con la energía sexual, el incremento de la fertilidad, y para honrar los ciclos de la tierra y el nacimiento.

Era una actividad utilizada también durante el parto, donde las mujeres realizaban movimientos lentos dibujando con sus caderas figuras de ochos y círculos. Una mujer mayor la rodeaba y tocaba un tambor mientras la mujer embarazada bailaba conectada con su respiración en sintonía con las contracciones.

Otras veces la embarazada a punto de dar a luz, era acompañada por un grupo de mujeres que bailaban, haciendo movimientos pélvicos y de vientre en unísono con ella, celebrando el hermoso milagro de la vida con gritos de zagahreet (ululación de la lengua) Todas habría aprendido estos movimientos desde pequeñas y era sabido que practicar esta danza las ayudaba a dar a luz con mayor facilidad e incluso sin dolor. De esta manera, el nacimiento se convirtió en un baile y los tambores durante esta danza evocaban un estado de trance, de una forma natural como el consumir opio.

El nacimiento en este caso fue una iniciación en el misterio del poder de la energía femenina. Así una madre embarazada podía participar activamente durante el nacimiento de su bebé, conectando con su sensibilidad y su poder como mujer. Los movimientos practicados en estos rituales, eran aquellos que ahora son conocidos dentro del mundo de la danza del vientre como “El infinito ó 8 de cadera”, “belly roll (ondulación del vientre)”, “camello (en todas su variedades)”, “flutters (entrar y sacar el vientre rápidamente)” y ondulaciones en general.

La Danza, particularmente el Bellydance ó Danza del Vientre, fue una herramienta transformadora de reconciliación y aceptación con mi cuerpo y mi feminidad. Comencé bailando por el simple placer que me daba hacerlo. Y con el tiempo descubrí que gracias a ella, mi vida fue cambiando aportándome más seguridad, autoestima y valoración hacia mí misma.

La danza del vientre ó belllydance es una de las formas más antiguas de prepararsepara dar a luz. Sus movimientos han sido practicados durante siglos por las mujeres para preparar sus cuerpos para la maternidad, teniendo partos más rápidos y menos dolorosos.

Considero que la Danza del Vientre, en cualquiera de sus formas y estilos, es la danza femenina por excelencia que todas las mujeres deberían practicar desde la pubertad hasta toda la vida, o en algún momento en particular en sus vidas, sobre todo en el embarazo, ya que sus movimientos ayudan a manejar esta etapa de una forma más placentera. La danza es una experiencia holística, que involucra el cuerpo, la mente, el corazón y el espíritu.

Testimonios:

En mi ultimo embarazo tome clases con Flor de Belén. Y a través de esta danza encontré una forma de conexión tan poderosa con mi cuerpo y mi feminidad que me ayudaron a parir de la forma que yo quería. Tuve un hermoso parto en casa, parí en una hora una bebe hermosa de 4,100 kg sin ningún problema y sin medicamentos; me sentí segura, conectada con mi sensualidad y sexualidad sagrada, divina, consciente y llena de vida!  – Lizette Ricaño
Anuncios